Juan Carlos Tomasi es un reportero gráfico nacido en Madrid en 1959 que reside en Barcelona. Esto es cuando no se encuentra en cualquier otro lugar del planeta trabajando para mostrar al mundo algún conflicto o catastrofe, porque de eso es de lo hablan los reportajes de este fotoperiodista que, tras los Juegos Olímpicos de Barcelona en 1992, decidió cambiar de rumbo abandonando el periodismo deportivo, para dedicarse a denunciar las brutalidades de la guerra, de la violencia de genero, de los marginados y de todos aquellos que por uno u otro motivo se han visto avocados a una vida de miseria y dolor.

Desde 1996 Juan Carlos colabora asiduamente con la organización humanitaria Médicos sin Fronteras; también ha realizado reportajes para El País, El Periódico o la Vanguardia; ha publicado diversos libros y realizado documentales. Sus obras se han expuesto tanto dentro de las fronteras de España como fuera de ellas; Buenos Aires, Moscú o Sidney son algunos de los lugares donde ha podido apreciarse la belleza de sus imágenes y es que, aunque pueda parecer extraño, cuando uno ve las fotografías de Tomasi lo primero que se pregunta es ¿Cómo puede una imagen mostrar a la vez tanto dolor y tanta belleza?

Los que vivan en Madrid tienen la suerte de poder presenciar en este momento y hasta el 15 de Mayo, en el Instituto Cervantes, la exposición “Testigos del Olvido”. Esta muestra que está patrocinada conjuntamente por el Instituto Cervantes, Médicos sin Fronteras y El País, es una mirada sobre ocho grandes catástrofes humanas olvidadas que asolan el mundo, narradas por otros tantos grandes escritores en lengua española: Mario Vargas Llosa, Sergio Ramírez, Laura Restrepo, Juan José Millás, John Carlin, Laura Esquivel, Manuel Vicent y Leila Guerriero. La muestra se compone de 169 fotografías de Juan Carlos Tomasi, que pueden verse –impresas o proyectadas– junto con extractos de esos ocho reportajes y objetos diversos.

El trabajo está basado en los reportajes-denuncia que publicó el diario El País en los años 2009 y 2010 en el suplemento dominical y nos habla del Congo, un país sumido en la miseria de la guerra y el horror; de Haití, el país más pobre de América; de los campos de refugiados del Yemen; del Estado indio de Cachemira, asolado por una guerra eterna con Pakistan y que sin embargo posee algunos de los paisajes más bellos de la tierra; de los refugiados rohingas, minoría musulmana de Birmania que se ve salvajemente perseguida por la Junta Militar de su país; de Guatemala, dónde se producen 15 asesinatos al día y las violaciones se multiplican; de la selva Colombiana, en donde los campesinos se ven atrapados entre el fuego cruzado de guerrilleros, militares y narcotraficantes; de Zimbabue, que en 20 años ha pasado de ser un modelo de desarrollo en África a convertirse en una tierra baldía, asolada por el VIH, con gente sin los más mínimos recursos de los que vivir.

Estos hechos no son nada nuevo y todos hemos oído hablar de ellos pero verlos todos juntos reunidos en una muestra parte el alma. Esperemos que los más de quince años que Tomasi ha dedicado a reunir estas imágenes sirvan, al menos, para remover unas cuantas conciencias.






http://www.juancarlostomasi.com/index.html

Anuncios